El mundo del maquillaje crece y crece de manera exorbitante. Entrar a las tiendas departamentales resulta cada vez más abrumador ¡LAS OPCIONES SON INFINITAS!

Entre la nueva cc cream, el brillo de labios con efecto matte, la sombra inteligente que realza el párpado, el polvo corrector que ya no es polvo, es un tratamiento para la cara y demás maravillas que se sientan en los anaqueles esperando a que les eches un ojo, siento que estoy comprando medicinas en vez de cosméticos.

Si eres una beauty adicta como yo, me entiendes cuando te digo que la emoción por probar, oler y palmar los nuevos productos que salen al mercado es una actividad recurrente que muchas veces resulta en pilas y pilas de productos que no terminas de aprovechar porque ya quieres conseguir el nuevo y agotadísimo it thing que supera al anterior.

¿Te suena conocido? ¿si?, ¿no? al menos en mi caso es una grandísima afirmativa. Así que me he dado a la tarea de explorar mis productos y destacar aquellos que llevo comprando y volviendo a comprar por años.

No son necesariamente lo más novedoso o lo más prometedor del mercado, pero a mí me funcionan y los extraño cuando llevo sin usarlos mucho tiempo.

POND´S “crema c”.- lo sé, ya ni tu abuelita la usa… pero esta crema es la única que de verdad limpia mis ojos (sobre todo cuando uso rimel a prueba de agua) sin tener que pasar cuatro horas arrancándome las pestañas en el intento. ¡no me puedo alejar! La compro y la vuelvo a comprar.

ST. YVES gel de baño “avena y karate”.- el olor de este jabón dura horas y horas en mi cuerpo y en verdad no me canso de usarlo. Es cremoso e hidratante y a la vez limpia mi piel sin dejar residuos.

DOVE jabón en barra original.- para lavarme la cara, el cuerpo, la zona intima, en fin, este jabón es el “multiusos” que no me irrita, no me saca granos o reseca mi piel. Muchas personas no aprecian el olor a “talco de bebe” pero a mi se me hace neutral y me gusta mucho.

FRUCTIS crema para peinar fortificante “oil repair”.– siempre que la uso logro el efecto del peinado “sin esfuerzo” pero con definición y menos frizz, a parte de que tiene el olor clásico de los productos fructis que es súper refrescante ¿notan mi obsesión con los olores?

MAC enchinador de pestañas.- no quiero exagerar cuando digo que el mío lleva conmigo diez años y contando. Por supuesto que le he cambiado las gomitas, pero este enchinador en forma de tijerita es a prueba de uso rudo y siempre me garantiza que mis pestañas se verán más lindas y redondeadas todo el día.

Rimel de aceite de mamey.- he probado varias fórmulas que prometen alargar, enchinar y dar volumen, pero en mi opinión, no se comparan realmente con éste. Es a prueba de agua entonces quitarlo no es lo más sencillo del mundo, pero si sufres de pestañas de aguacero que se bajan con facilidad, te lo recomiendo ampliamente.

CLINIQUE polvo compacto bronzeador “03 sunblushed”.- me encanta porque no es súper oscuro, pero tampoco es un polvo con puros brillos dorados sin color. Es una sana combinación entre ambos y eso hace que le de mucha luz y “vida” a la cara cuando lo uso. Se puede difuminar o intensificar, sin dejar los parches disparejos o manchas que algunos productos dejan en las mejillas.

 

¿Tienes algún básico que lleves comprando por años? ¿alguien ha probado alguno de estos productos y opina lo mismo que yo?

 

 

0
(Visited 20 times, 1 visits today)